viernes, 18 de marzo de 2011

HERNÁN CAYCHO CHUMPITAZ Y SU CRÓNICA DEL COLEGIO NACIONAL "RICARDO PALMA".



Hernán Caycho Ch.
Nos estamos refiriendo a parte de nuestra historia, aquella que involucra a los muchachitos de Surquillo, Lince, Miraflores, Barranco y todos los que anhelaban estudiar para ser útiles a la Patria. Esta crónica de Hernán Caycho, es una demostración palpable de que fue bien aprovechada. Es para nosotros volver a vivir aquellos momentos de ingreso, luego de sortear los exámenes previos de selección. Volver al tranvía para muchos y evocar las vías a recorrer, desde nuestros hogares, hasta los relucientes dominios del "Colegio Nacional Ricardo Palma".

Desde su inauguración como Unidad Escolar "Tomás Marsano" en 1950 por el Presidente Odría, el Ministro Mendoza y todas las autoridades de Educación, hasta nuestra salida como "Ricardo Palma", bien educados, en 92 páginas se condensa la historia de la Promoción 1958, que es tan igual a la de todas las demás. Fuimos  uno más de esa brillante legión de chiquillos que supo del látigo del "Zorro" Osorio y precozmente admiró a  esa inolvidable secretaria de la Dirección, "la mona", bajo la autoridad del gran jefe "Toro Sentado".

Evocar a Víctor Rabanal Cárdenas, Víctor Vera Cubas y al maestro Alfredo Filomeno Chávez, hermano de Mercedes y Carmela, con las que iniciamos nuestra primaria por los años 40. La promoción 54 se encargó de amoldar a Jorge Heraud,  José Velásquez,  Félix Herrera y a Francisco Escudero, entre otros, al mundo escolar de los surquillanos, gran mayoría y que en un principio se creía atrevida. Muy bien relatada cada etapa del colegio y con la emoción del recuerdo que embarga a los autores de esta revista, dirigida y escrita por Hernán Caycho,  con muchas otras revistas especializadas de su autoría.

¡Qué fotografías!. ¡Que buenas reseñas!. Profesores, todos muy bien expuestos con sus anécdotas. Hasta los porteros tienen su lugar y Vaccaro, Tenorio y los demás auxiliares, con los que les corresponde. Trabajito el de conocer a qué nos dedicamos los compañeros de aulas una vez egresados. Felicitaciones Promoción 58, son un ejemplo para la generación actual. Esa nota recordatoria a Nestor Ezequiel Salinas, mi colega locutor y que actuara en Radio Miraflores, tan igual lo hiciéramos nosotros en 1950 y de allí a la profesión.

Si no nos hubiera sucedido lo dicho anteriormente, no estaríamos realizando estos blogs. Sin haberlo tratado me identifico con el "flaco" Salinas y desde ya con Carmelino, Caycho, Filomeno, Neyra, Norabuena, Cano, Chinén, Acosta, Castillo, Izaguirre, Alva y Valdivieso, los directivos que en unión solidaria, han hecho real la gran Crónica. Ese rostro de Félix Huiza, radicado en Pisco y una muestra elocuente de la amistad generosa de Uds. Gran esfuerzo por ubicar a los faltantes, que los dignifica y calibra en toda su esencia. ¡Bravo!.

Unas finales para Miguel del Rosario, educador excepcional. Lo acompañamos en su dolor con todos los brigadieres y leímos en el campo santo, allá por 1950, un responso a su madre. ¡Qué educación!. A Lucho Orbegozo, un verdadero artista de la voz y el pincel. A Ricardo Gaona y a todos los buenos amigos que tuvimos. La Promoción 58, todo un ejemplo de unión escolar, reciba nuestro modesto homenaje en estas líneas, trazadas con caligrafía espiritual que, ojalá, como las de Nazca, no se borren jamás. ¡Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario