sábado, 31 de diciembre de 2011

¡FELIZ AÑO NUEVO SURQUILLO! UN SALUDO Y ABRAZO A GUSTAVO RAÚL SIERRA ORTIZ Y A MI BARRIO DE SAN DIEGO.

Gustavo Sierra
Ortiz.
Todavía quedamos varios de esa generación que pobló Surquillo por 1940. Llegamos a ese barrio lindo sin luz eléctrica y recurríamos al famoso lamparín. Muchos años de nuestra primaria se tuvo que cumplir las tareas escolares en esas condiciones. Aún recuerdo el lapicero aquel al que había que agregársele una pluma metálica y empezar a escribir con tinta. Era obligatorio llevar de dos colores: azul y roja. Para el curso de dibujo fue insuperable la famosa tinta china. No existía el municipio. Sólo la comisaría.

Fue un año nuevo y cuando teníamos doce años que, el grupo de la misma edad, es decir: Rufino, Paco, Roque, "Pichicuy", Raúl, "Cholo" y otros más a los que nos gustaba imitar a los mayores, empezó a celebrar la llegada del nuevo año y a escondidas. En un cuarto separado en el trasfondo de la tienda de los Cuba, una sola copita servía para decir ¡salud! Un botellón de "Vermouth Cinzano", sirvió para experimentar esa rica sensación de letargo y tranquilidad que te da el licor. ¡Mucha alegría!

Gustavo y su linda familia
El resultado fue de imaginarse. Todos terminamos en el entonces parque de la redonda, hoy "Tradiciones" en San Antonio. Recién se empezaban a construir las residencias de futuros vecinos y vimos estallar los cohetes y luces mirando al cielo pero en posición horizontal. Fue una locura de estos aprendices a "choborras" y que, felizmente, no tuvimos las condiciones naturales. Contábamos las estrellas y así nos quedamos dormidos. El retorno fue fatal. Nos cayó una paliza que aún siento.

Lo bueno que el Surquillo de esos tiempos era muy sano. Gente de todos lados y deseosa de abrirse porvenir con sus familias numerosas. No había televisión. La radio era el atractivo y el cachascán o lucha libre un deporte que nos congregaba en la tienda de "Don Ruiz", en la esquina de la quinta cuadra de San Diego. Aún existe ese local, frente al moderno edificio de la Municipalidad. A propósito, estos últimos meses del año viejo, nos hemos venido saludando con Gustavo Raúl Sierra Ortiz, su ex alcalde y ya somos amigos.

¡Es un "gustavo"
conocerte!
Si la memoria no me falla, es el burgomaestre que hizo que Surquillo adquiriera connotaciones especiales en la radio y la televisión. Por supuesto los diarios y revistas se ocuparon mucho de él. Tuvo propuestas que llamaron poderosamente la atención no sólo de los vecinos, sino del pueblo peruano. Polémico y luchador. No podemos olvidar que le hizo frente al miraflorino que quería quedarse con nuestro Mercado Nro. 1 y pretendió llevarse nuestro estadio y el cementerio. ¡Qué loco!

Por eso lo aliento a que vuelva. No critico al Alcalde actual, mi condiscípulo del Ricardo Palma Don Luis Huamaní. El pueblo surquillano dirá su última palabra y nosotros estaremos atentos a votar con justicia. No nos agrada la guerra sucia. Hay todavía retos que cumplir. Nuestra Unidad Escolar "Ricardo Palma", está en pleno proceso de erigirse con una nueva estructura y que esperamos se complemente con un más eficiente cuerpo docente. Es el pedido de nosotros los ex alumnos y sus diversas promociones. Mientras tanto y a pocas horas del suceso digamos todos: ¡FELIZ AÑO NUEVO, SURQUILLO!

miércoles, 21 de diciembre de 2011

SURQUILLO QUERIDO. ¡CÓMO TE EXTRAÑO! NUESTRA NIÑEZ Y JUVENTUD, ¡NO SE PUEDEN OLVIDAR! ¡FELIZ NAVIDAD Y 2012!

¡Mi colegio el Ricardo Palma!
Pronto otra realidad.
¡Feliz Navidad y 2012!
En Surquillo nací, crecí y viví los años más hermosos de mi juventud. Esos primeros años en Leoncio Prado, donde vi el mundo por vez primera. Aquellos en la calle Carmen, esa casita que hasta ahora existe y en la que pasamos el terremoto de 1940, con todas las angustias de mi madre querida por protegernos. Y la calle San Diego 566, donde terminamos de crecer y de la que salimos a estudiar al Colegio Primavera, el famoso 401 del "carioco" Ángel Fernández Dávila. También recuerdo al "chato" Zegarra y nuestros primeros años de primaria en la calle San Agustín y mi maestra Mercedes Filomeno. Me acuerdo de todo. A San Diego retorno siempre para visitar a mis hermanos.

Y de esos primeros años esolares, nombraré al "gordo" Bolaños, al "loco" Chávarri, a los hermanos Ciccia, a Cuellar, Sánchez Montellanos y al "negro" Soto. Todos educados con el tierno calor humano de nuestra cara señorita Filomeno. También evoco a las profesoras Ibáñez y Gamio y, lo digo muy consciente, a la odiosa señorita Boiset. Antes, en el primer año que no pude seguir y en el "401", a la profesora Velarde y a mi amigo poeta Naranjo García, los Velasco, Balarezo, Basso, Salcedo y otros. Ya en el 4to. de primaria: la Sra. Pareja de Gil,  y los años siguientes con el "chino" Jiménez y el famoso e inolvidable "Peta", Moisés Neyra.

¡Cómo olvidar a Juán! Aquel del restaurante "Cena" de González Prada. El de los "perro muertos" y que volví a ver en mi adultez y me reconoció. Tampoco dejo de añorar mis cines de barrio: el "Surquillo", con sus "seriales y cowoyadas". Allí, a sólo 10 centavos, consumíamos las "papitas rellenas" de Castrillón o el paquete de "maní tostao" que vendía la "riquísima Adelita". ¿Qué habrá sido de todos ellos? El "Peneca", "El Tony", el "Billiquen" o el "Intérvalo", así lo pronunciábamos. Es toda una historia inolvidable con mis amigos Rufino, Raúl, "Pichicuy", Pasión, Roque, "el Cholo", "Chimbo", "Figurita", "Gualo", "Pucha" y otros más. 

Ya crecidos alternábamos con Don Mauricio Carreño, "el Tata" y su lindísima familia. De allí evoco a mi querido amigo Garlitos Gamarra y su primo Lucho. También recuerdo a los Núñez, a los Garagay, a los Chamorro, a los Montalvo, a los Del Pino, a los Goya Villavicencio: Carlos, Juán, Raúl e Hilda. A los Tapia y especialmente a mi hermanón Eugenio y su familia. ¡Cuántas jaranas, por Dios! Una vivencia a todo dar con nuestro espíritu de amistad siempre a la vanguardia. Es que supimos vivir, sanamente y sin conflictos que, si los hubo, se superaron y muy bien. ¿La redonda? Hoy es el parque Ricardo Palma.

Lo del Colegio Nacional "Ricardo Palma", que se inició como Gran Unidad Escolar "Tomás Marsano" y que fuimos los que inauguramos sus reluciente aulas, tiene una connotación especial en nuestros recuerdos. Allí nos graduamos, antes de tiempo como locutor, gracias al querido profesor Salustio Maldonado Robles. No necesitamos ingresar a ninguna Universidad para lograr un título. Nuestra vocación se vio favorecida en este querido colegio. También salimos "músicos" con los sabios consejos del profesor Pietro Bruno y sus clases de piano sin tener instrumento. ¡Cuánto le debo al "Ricardo Palma" de mi querido Surquillo!

Hoy, pasados tantos años, conservo amigos como el Dr. Julio Ardiles Osorio, Antonio Chávarri Chavarría , Pedrito Ramírez y Justo Linares de la promoción 54. Nos hemos integrado con la "promo 58", la de Hernán Caycho, César Carmelino y Alfredo Filomeno, entre otros grandes amigos. Carlitos Larriviere de la 68 y,  haber vuelto a tener contacto con Ernesto Ráez Mendiola, amigo actor de la juventud radial y teatral. Nombro a Víctor Rabanal Cárdenas, el primer Director, para rendirle homenaje a mis maestros. ¡Una Feliz Navidad y 2012 a mi querido Surquillo, a su Alcalde José Luis Huamaní y a todos los nombrados! Gracias.

sábado, 17 de diciembre de 2011

YVÁN SERVÁN ALBARRACÍN SE CASA CON YÉSSYCA LUDEÑA HERRERA. SÁBADO 17 DE DICIEMBRE. ¡NUESTROS PARABIENES!



Parte Matrimonial
¡Felicidades Yéssica e Yván! 


Quiero enviar mis parabienes a esta pareja que ha optado por contraer matrimonio. Una decisión muy seria y bien pensada y a la que auguro muchas felicidades. Se trata de mi sobrino Yván, uno de los cinco hijos de mi querido hermano Hernando, el último de los Serván Meza. Y me siento muy contento de que tome tan seria decisión. Su madre Rosa Albarracín, debe sentirse orgullosa de él, por que es el prototipo de los que brinda abiertamente su amistad y servicios. Un verdadero trabajador y con gran futuro por delante.

Esta noche a las 7.30 ambos se dirán el Sí. El acto central tendrá lugar en el Club Gertse FAP en San Roque, Surco, frente al Parque Julio C. Tello. Todo indica que esta celebración tan importante en la vida de Yéssica e Yván, será acompañada por los familiares y amistades a quienes han participado del evento. No tenemos el gusto de conocer a la novia pero, se del buen gusto de mi sobrino que habrá sabido elegir a su compañera de toda la vida. Será la madre de sus hijos y esperamos sean muchos para complementar su felicidad.

¡Salud por los novios!
Enviamos un saludo a Don Manuel Ludeña Dueñas y esposa Doña Mirian Herrera Sánchez, padres de la novia que, sin temor a equivocarme, festejan la decisión de Yéssica y aceptan lo que la Ley de la Vida impone. Son dos jóvenes que ambicionan un futuro esperanzador y que se tienen fe. Eso es lo importante. Lo que se juramenten hoy, es parte de ese protocolo que la sociedad celebra. Lo más importante es el cumplir las normas y exigencias a las que se comprometen. Nada imposible cuando existe el amor.

Desde este nuestro refugio al que nos hemos acogido, les envío un fuerte abrazo y ojalá podamos en el más allá, saber que cumplirán sus Bodas de Oro tal como lo he celebrado y con gran alegría yo. Son 53 años que vivo con esta felicidad que quiero contagiar a mi querido sobrino Yván. Esta es la prueba que se inicia y no se puede dar marcha atrás. Es la prueba de fuego que continúa al romance del noviazgo. Mucha inteligencia y sobre todo entendimiento entre ambos. Agréguenle el amor que se tienen y todo será como un cuento de hadas.

Para quienes queramos ayudar a esta pareja en su inicial compromiso, se supone todos sus familiares y amigos, está la invitación que acompaña la esquela y es "La Lista De Novios Ripley". Hay un código Nro. 2101 68 307 que dice Tu mejor Elección para la pareja SERVAN-LUDEÑA. No es obligatoria pero se estila y cumplimos por nuestra parte en darla a conocer y agradecerles de todo corazón. El regalo nuestro se condensa en estas palabras y consejos que acompañan mi dedicatoria. Gracias.

domingo, 11 de diciembre de 2011

¡FELIZ NAVIDAD 2011 Y PRÓSPERO AÑO 2012! MENSAJE DE HERNÁN CAYCHO, PROMOCIÓN 1958 DEL COLEGIO NACIONAL "RICARDO PALMA". GRAN "CHOCOLATADA" A LOS NIÑOS EL JUEVES 15 DE DICIEMBRE.

Hernán Caycho
Pronto será Navidad, cerca está el 25 de de Diciembre, -fecha emblemática de la cristiandad-, y nos prepararemos para aguardar con gran expectativa el año 2012. La Promoción 1958 del Colegio Nacional "Ricardo Palma" y su Directiva, no estamos ajenos a estas celebraciones de emociones espirituales, amistad, confraternidad y generosidad con los demás, especialmente con los que menos tienen o pueden. Por eso y como una de las actividades programadas para el año 2011, ofreceremos, una vez más, una "chocolatada" a los niños de primaria e inicial de nuestra querida G.U.E. "Ricardo Palma" el jueves 15 de Diciembre a las 2.30 p.m. en el Colegio "Divina Providencia", cuadra 18 de la Av. Angamos en Surquillo..

La esperada "chocolatada"
Esta actividad acorde con la naturaleza de la fiesta navideña, no es sino el deseo de recordar que debemos apoyar a los hermanos menores, para que lleguen a tener y mejorar los éxitos que nosotros logramos en la vida profesional y técnica, así como en la vida familiar.  Esta actividad, que también la ofrecimos el año pasado, repercute en los padres de familia, en los profesores y, sobre todo, en los niños que graban en sus mentes la existencia de hermanos mayores, que los invitan a que, cuando sean más grandes, devuelvan algo de lo que también recibieron, a las generaciones que les siguen.

Madres de familia ¡felices!
Además, créanme, un modesto vaso de leche achocolatada y un pequeño panetón, humildes como la cuna de Belén, no sólo despierta alegría y arranca sonrisas en los niños; también nos otorga energías positivas para seguir en labores futuras; y esto es uno de los secretos de nuestros éxitos promocionales. De ahí, bendita sea la colaboración (cuotas) de los integrantes de la Promoción, y el apoyo permanente de cada miembro de la Directiva. ¡Gracias por hacer posible esta actividad de fin de año! 

Representantes Promo 58
En el marco de esta actividad y expectativa del año 2012, debemos decir que la esperanza sólo depende de nosotros mismos y está presente en nuestro interior, pues, si dejamos de preocuparnos por acumular poder y dinero, si aceptamos que el deterioro físico viene con los años que es el precio de estar vivos, si nos convertimos en más útiles que importantes, si somos capaces de compartir sin esperar nada a cambio, si adoptamos actitudes conciliatorias y podemos perdonar, habremos alcanzado claro mejoramiento en nuestras imperfecciones humanas, y podremos darle sentido diferente a nuestras vidas, logrando así que las esperanzas se hagan realidad.

Niños en la "chocolatada".
Caras de felicidad en la niñez
Es por esto que la Navidad representa una época de nuestras vidas en la que tenemos oportunidad de renacer, de dar, de reforzar energías positivas para poder esperar un porvenir mejor. Por ello, Promoción, no permitas que el egoísmo, la mezquindad, el rencor, la envidia, entren en ti porque corroe el alma, mata el corazón y elimina el florecimiento de las esperanzas; sé amplio, generoso, positivo, agradece a la vida, mira en cada uno de tus nietos una bendición, agradece al Dios de tus sentimientos más nobles por todo lo que te ha dado; ¡piensa siempre en grande y que el mañana será mejor! El pensamiento positivo genera energía positiva, y esta tiene el don de alegrar el ambiente donde vives, donde trabajas, donde estés.

Diciembre 2011.
Por la Directiva de la Promoción 1958.
Hernán Caycho.

Nota. Las fotos corresponden al día de la Chocolatada que fue todo un éxito.
  

viernes, 28 de octubre de 2011

RUFINO VALENZUELA RAMÍREZ. GRAN AMIGO DE LA NIÑEZ QUE LLEGÓ A SER MÉDICO. TAMBIÉN ESTUDIÓ EN EL COLEGIO NACIONAL "RICARDO PALMA" DE SURQUILLO.

Posan parados: Julio Zúñiga, Enrique Del Pino,
Juán Zegama y César Serván. Abajo: yo, Bravo,
"Pucha" Abanto y RUFINO VALENZUELA.
¡Linda Juventud!
Cada vez que retornamos al barrio querido de San Diego, cuadra cinco, la nostalgia nos invade y los buenos recuerdos afloran. La famosa línea 9 nos deja a una media cuadra de aquel hogar que nos vio crecer y nos llenáramos de tantas aventuras. Será que los años que llevamos encima desean sacudirse un poco y de aquella bolsa de sucesos pasados, en cada paso que volvemos a dar, reaparecen las palomilladas y sus  protagonistas. El que hoy comento con cariño, Rufino, fue un gran amigo.

Me parece verlo y sentir su afecto y buena voluntad. Su padre, fotógrafo, era de los que usaban aquella máquina soportada por un trípode y que hacía tomas, las revelaba, se obtenía un negativo en papel y este era vuelto a fotografiar hasta obtener la imagen final. Retoques a plena luz del día o de la noche. Se trataba de Don Víctor Valenzuela, ciudadano si no me equivoco de Ocros, Ayacucho y que solía tomar fotos en el Parque Central de Miraflores. Carnet y postales eran su especialidad. Falleció relativamente joven.

Doña Rosa Ramírez, su esposa, fue longeva y pasó los 100 años y diría casi 40 de larga soledad. Gran y ejemplar dama que tuvo tres hijos más: Susana, Teresa y Germán. Construyeron como nosotros su vivienda al lado de nuestra casa. La viudez la obligó a alquilar cuartos que sirvieron de morada a muchos conocidos nuestros. Mi amigo Rufino, algo mayor que nosotros, solía juntarse con los muchachos del barrio y allí íbamos aprendiendo a convivir en medio de contar aventuras del cine, aquellas de las seriales del "Capitán Maravilla" o "El Imperio Submarino"..

Parados están Carlos Loayza, Juán Zegama, Ju-
lio Zúñiga, "Pucha" Abanto y Bravo. Abajo: yo,
Enrique Del Pino y RUFINO VALENZUELA.
¡Nuestra querida época juvenil!
Éramos los que rompíamos lunas con la pelota y muchas veces expulsados por los vecinos a las cercanas nuevas urbanizaciones de San Antonio. Buenas pistas para estrenar y jugar a la pelota. Rufino fue un buen consejero, de buenas costumbres y amante de la bella música. Con él,  Raúl Goya Villavicencio y Carlos Loayza, vimos "El Gran Caruso" con Mario Lanza en el cine "Leuro" de Miraflores. Solíamos cantar "Rondalla" del repertorio de Ortiz Tirado y acompañándonos con el rondín en atardeceres inolvidables.

Fue alumno del "Ricardo Palma", aquel anexo del Guadalupe en Miraflores y pasó a la Gran Unidad Escolar "Tomás Marsano" en la que culminó sus estudios secundarios. Recuerdo que empezamos a trabajar muy pronto en la radio y de retorno a casa, Rufino, el universitario, seguía disfrutando y orientando a las nuevas generaciones de muchachitos del barrio. Se hizo médico y con gran vocación social la ejerció en el pueblo de sus padres, llegando a ser considerado un filántropo de la medicina.

Nos vimos por última vez en la década de 1960 y en su casa de San Diego. Disfrutamos de un generoso almuerzo y evocamos nuestra sana niñez. Ya estaba casado, subido de peso y lo recordaba como lo fue de niño y al que todo el mundo le decía "gordito". Gozó también de las "mataperradas" de la mayoría y murió lejos de su querido Surquillo. Un excelente ciudadano que destaco en estas reseñas de mi barrio querido. Amigo inolvidable que jamás dejaré de recordar. Rufino Valenzuela Ramírez, está con Dios. Gracias.

lunes, 17 de octubre de 2011

CARLOS O' SHEE TORO. "PROMO 54" DEL "RICARDO PALMA". TRIUNFADOR EN LA VIDA Y TAMBIÉN "BOMBERO".

Este maravilloso mundo de Internet ha logrado lo que antes no podía conseguir: ubicar a mis amigos de la infancia, a los compañeros de aula y en especial, a personajes famosos hoy en el olvido. Carlos O'Shee Toro, es quien fuera el muchachito decente de Surquillo, muy cordial y serio en los estudios. Estuvimos en el Centro Educativo 4404 y cuyo Director fue el querido y famoso "Chato" Zegarra. Los años me han hecho olvidar su nombre y espero que algún buen lector me lo refresque.

Con O'Shee, continuamos en el Colegio Nacional "Ricardo Palma", la Gran Unidad Escolar. Nuestro primer año nos vinculó al profesor Salustio Maldonado Robles, nuestro forjador e, igualmente de Justo Linares y del que ocupa esta reseña. El Club de radioteatro sirvió para debutar en Radio Miraflores y Nacional, con la vida de Baltazar Gavilán. Carlos O'Shee Toro, le sacó provecho al Club de Periodistas y uno vez salido de las aulas, probó suerte en Radio La Crónica y tuvo su oportunidad en la actuación radioteatral.

También anduvo por Radio Selecta, cuando esta emisora se dedicaba íntegramente a los Grandes Maestros de la Música. Integró "El Tribunal Juvenil" de Enrique Escardó Vallejo y colaboraba con Owen Castillo en su página escolar de "La Prensa". Probaría las páginas policiales y experimentaría el arduo trabajo en las emergencias de la Asistencia Pública de Grau, la Morgue y todo lugar en los que la muerte acechaba. Son historias que jamás olvida y que de seguro volvería a probar. Cuestión de vocación.

Pasada esta singular etapa, postuló para Contador Público y una vez realizados sus estudios, ingresó a la poderosa Firma Inglesa "Duncan Fox" llegando a ocupar el cargo de Sub Contador por siete años. Muy pronto, se presenta una nueva oportunidad y esta vez en otra compañía de la Pesca Textil Marítima y en la que se asentará en definitiva durante 45 años hata la jubilación. Su lema es no estar tranquilo ni dormido y se dedica a asesorías, con resultados muy positivos.

Debo agradecer a Hernán Caycho Chumpitaz de la promoción 58 que, al saber de O'Shee Toro que es de la 54, nos dio los datos y enseguida estuvimos conectados. Todavía no se ha dado la oportunidad de vernos en persona. Creo que está cercana y es el 8 de Diciembre "Día del Locutor Peruano". Allí nos ampliará sus experiencias de bombero y nada menos como Comandante de la Bomba Miraflores 28. Vive en Salamanca desde hace 38 años y nos habla de dos de sus hijos, residentes como ciudadanos en los Estados Unidos.

Mantiene una buena relación con mi gran amigo y compañero de toda la vida, el Dr. Julio Ardiles Osorio, eminente odontólogo y común compañero de aula en la Primaria y Secundaria. ¿Recordará O'Shee algo que nunca olvido? Un 1ro. de Mayo, Día del Trabajo, el Director Zegarra, el famoso "chato", pidió a estos niños despejar de tachuelas la pista. Lo ayudamos a colocar las escobas ante las ruedas delanteras de su auto, por que ese día no se trabajaba. CARLOS O'SHEE TORO, nos debemos el café prometido. Gracias.

jueves, 6 de octubre de 2011

6 DE OCTUBRE. ANIVERSARIO DEL COLEGIO NACIONAL "RICARDO PALMA" DE SURQUILLO.

Plantel Docente y Administrativo
del Colegio en 1950.
Éramos 
la Gran 
Unidad Escolar "Tomás Marsano" de Surquillo.
Hemos estado recibiendo estos días, innumerables llamadas telefónicas de amigos de los "dinosaurios", pertenecientes a nuestra  "promoción 54", aquella primera egresada de la ex Unidad Escolar "Tomás Marsano" de Surquillo. Nadie podrá quitarnos la satisfacción de haber sido quienes inauguramos sus estructuras. Que gozamos del saber de Maestros de la mejor Enseñanza y que pasados tantos años, no hemos podido olvidar. Mi homenaje y recuerdo a los que estuvimos desde 1950, disfrutando de ese regalo que nos formó y dio base a nuestras aspiraciones. Un primer recuerdo a Víctor Rabanal Cárdenas, el Director. Todavía hay eco de su voz en mis oídos y su gran figura es inolvidable. Nos dio el recibimiento y este se repetía a diario, salvo los muy imponderables del caso.  

Entonces lo suplía Víctor Vera Cubas que, con su estilo paternal, nos hizo querer más a aquella Gran Unidad Escolar que se nos entronó en el alma. Finalmente a Alfredo Filomeno Chávez, al que más recordamos por que fue el maestro de linaje especial y el que reemplazaba a nuestros padres en ese mundo nuevo. ¿Podrán recordar las nuevas generaciones a sus maestros como nosotros? Escribe un ex alumno y disculpen esta primera persona, que tuvo, para sorpresa de él y de todos sus amigos de barrio que postularon al colegio, el privilegio de ingresar como segundo de ese resultado esperado del "examen de madurez mental". Fue así:

El Primer Año "C", parte de la
 Promoción 1954. El cuarto de los

parados soy yo, de derecha a izquierda.
Primero Carlos Goga Taira y tercero otro "ponja", Víctor Nakamatzu Hara. Por eso mi barrio de San Diego en mi querido Surquillo, tuvo un festejo aparte. Lo recuerdo con la nostalgia del caso, porque Carlos y Víctor, se fueron temprano, pero triunfadores. Así, haciendo un recorrido por el ayer, encuentro en ese camino prodigioso a mis caros profesores Jorge Heraud, Miguel del Rosario, José Velásquez, Francisco Escudero, Félix Herrera, Julio Noriega, José Cabrera, Félix Arangüena, más recordado como "puchito", Fernando Galdo "el impajaritable" y al eterno y ponderado  Salustio Maldonado Robles y a quien, con sus Actividades Educativas, reconozco le   debemos muchos el habernos forjado en profesiones innatas como son el Periodismo, el Arte de la Música y la Locución.

Menciono al maestro Pietro Bruno, que nos obsequió un método para ser pianista sin tener  el instrumento. A él le debo ser músico porque apliqué su regalo, siempre con el pensamiento de "Querer es poder". Consistía en ejercicios digitales y predisponer los dedos para que, en un futuro, aplicarlos. Fue cierto. Recién en 1957 pude adquirir un acordeón, estudiar algo de teoría y convertirme en corto tiempo, gracias a aquel método, en un músico "profesional". Es así como creo mucho en esa otra frase: "Nunca es Tarde para Aprender". ¡Cómo olvidar a mis maestros y a esa querida Unidad Escolar y que hoy lleva el nombre de "Ricardo Palma".

Fachada de la Gran Unidad
Escolar "Ricardo Palma".

Retornemos a lo que nos motiva a escribir esta nota. La celebración de un Aniversario más del Colegio Nacional "Ricardo Palma". Sin ninguna duda nuestra fecha Aniversario. Siempre lo comentamos Julio Ardiles, Antonio Chávarri y Pedro Ramírez, los que nos mantenemos unidos a pesar de las distancias. Y nos hicimos presentes a esta celebración y cuando todavía estaban los dos Víctor: Rabanal Cárdenas y Vera Cubas. Fue un privilegio haber hecho uso de la palabra ante ellos, ver sus rostros orgullosos y reirse a más no poder  cuando denunciamos anécdotas que los involucraban. Somos de la Promoción 1954 y, a mucho orgullo, de Surquillo.

Una felicitación especial a nuestros hermanos menores Hernán Caycho Chumpitaz, César Carmelino Herrera y Alfredo Filomeno Jarrín de la Promoción 1958. A ellos debo el seguir unido al colegio. Un ejemplo de promoción y sin ningún ánimo de competencia. Otra muy especial a mi hermano de barrio y de escuela Justo Linares Chumpitaz, promoción 1955 y creo solitario como nosotros y exponentes de la Vieja Guardia. A la Asociación de Ex Alumnos. Un abrazo a todos. A los que estudiamos y a los nuevos, a los niños y jóvenes que algún día tomarán la Bandera del emblemático Colegio Nacional "Ricardo Palma" de Surquillo. ¡Feliz Aniversario! Gracias.

sábado, 24 de septiembre de 2011

UNA EXPERIENCIA DE VIDA EN MIS 77: EL 25 DE SETIEMBRE LOS CELEBRO MUY AGRADECIDO A DIOS.

¡Salud José
Carlos por los
77!
Puede parecer raro que quien mantiene un medio de comunicación como el mío, comente, al celebrar un año más de vida, su propio parecer del significado del mismo. Es que ingresamos a este mundo cibernético con el fin de tirar a las espaldas el recuerdo de una etapa difícil y que, gracias a escribir, hemos podido superar. Y lo digo como una ayuda a quienes se encuentren experimentando una situación similar a la nuestra. Nada como la labor de refrescar la memoria y tirarse a la aventura en un mar de inmensas sorpresas.

Empezamos un 29 de Octubre con el blog "Locutores y Artistas en el Perú". Fluyeron las anécdotas y estos dedos acostumbrados a tocar "teclas", el piano, el acordeón o la tradicional máquina de escribir, se deslizaron por el teclado de la computadora y "sin querer queriendo" hemos llegado a completar 12 blogs. Es el milagro de la transformación de un locutor y músico herido, a "escritor". Y entrecomillo la palabra a fin de no hacer notar un alarde que jamás uso. Soy un hombre feliz que se apresta cumplir 77 años de vida.

Silentes realizamos esta tarea. Vamos recién por completar el segundo año y hemos escrito 821 reseñas. Nos han visitado 130 mil personas, según el contador de visitas. Para un ignorado y debutante aficionado, premio suficiente a lo que hacemos. Los comentarios tienen diversos matices y agradecemos todas las buenas notas que nos dejan. No hemos recibido crítica alguna y nuestra posición siempre continúa en ser anónimos, nada de figuretismos, aplacamos nuestros deseos de criticar con hígado y ya podemos saber los resultados.

¡Mi torta!
Por todo esto, el mejor regalo de cumpleaños es comentarme y darles a conocer algo de mi egocentrismo. Los correos que recibo a diario y las palabras de agradecimiento por recordar a personajes que están en el olvido, en especial artistas y locutores, nos emociona por proceder de familiares y público que supo de sus talentos y virtudes. Nos llegan mails de hijos, nietos y bisnietos. ¿No es maravilloso? Siempre diciendo la verdad de nuestras experiencias y ejercitando la memoria, gran antidepresivo y curativo.

Aprovecho, como siempre, en agradecerle a mi hija Zoila Gabriela Serván Bernales, por la feliz idea que tuvo al obsequiarme su computadora. La tengo como mi eterna compañera y no la dejo a pesar que ya me queda chica. Adquirí otro CPU gracias a Julito Sullca, un joven vecino que por mínimo precio y sin egoísmo me da oportunidad de ser más veloz. No hay nada más tedioso que la espera. Recurriendo a la "chatarra" y a sus progresos como profesional en este medio, me doy el lujo de escribir con suficiente aire y pausas. Todo se logra queriendo y sí se puede. 

A mi doctora y oncóloga Patricia Pimentel Álvarez del Hospital del Callao "Sabogal", las gracias. Mi saludo también al cirujano Martín Ccolca que me operó y al otro Martín, el doctor Mondragón que me internó. A mi esposa Antonieta por su paciencia y cariño y a mis adorados hijos Juana, Zoila Gabriela y Juán Carlos, por todo lo que hacen por nosotros. Por supuesto ¡Vivan mis nietos Alejandra y Joaquín! Son mi mayor regalo. No me olvido de los Serván Meza, mis hermanos y esposas y un cariñoso gracias a Mechita Castro, la madre de mis nietos con Juán Carlos. A todos mis amigos: ¡Gracias!

sábado, 17 de septiembre de 2011

LOS DEL PINO SÁNCHEZ, OTRA FAMILIA AMIGA INOLVIDABLE EN SAN DIEGO, SURQUILLO.

El grupo de nuestra juventud: "Pichicuy", Ze-
gama, Zúñiga, "Pucha" y Bravo. En cuclillas:
yo, ENRIQUE DEL PINO y Rufino. 
Y así, vamos retrocediendo en el tiempo para evocar vivencias idas y entre ellas, las que pasamos con los Del Pino Sánchez, Estaba compuesta por Doña Ricardina, una señora querendona que solía regalarnos golosinas o algún dulce que solía preparar. El señor Del Pino, un excelente operario del calzado y con "diablo y martillo", reemplazaba las zuelas gastadas. Todo un artista en estas composturas. Ëpocas de la media zuela y taco. No existían las renovadoras y había que verlo en acción, silbando melodías y de buen humor.

Familia numerosa y que llegaba a nueve. Leonor, la mayor y muy reservada y la apreciábamos guapa. Lucho, el mayor de los varones, aficionado al box y también de buen carácter y que cuando aprendimos a escribir con la tradicinal máquina, nos encargaba le hiciéramos los presupuestos y recibos para sus trabajos de pintor. Seguía Hermelinda, delgadita y muy parecida a su mamá. ¡Buena gente! Estamos evocando a los mayores de los Del Pino Sánchez. Llega el turno para Carlos, el más cordial con los muchachos del barrio.

Seguimos el recorrido y nos encontramos con Norma, de lindos ojos y delicadas facciones. A continuación, Rosa, muy amable y ya perteneciente a nuestras edades. Se casó con el amigo Cuya y tuvieron una linda bebé. Él, era técnico de electrónica y tenía su propio taller. Después continuaba Nelly, la menor de todas y amiga que no olvidamos nunca. Los hermanos Enrique y Luis, más conocido como "Lito", son los que solían jugar con nosotros e inclusive fuimos compañeros de estudios en la primaria y secundaria.

Siempre los mismos: Carlos Loayza, yo, Juán Ze-
gama y Julio Zúñiga. Agachados: ENRIQUE
DEL PINO, Bravo, "Pucha" Abanto" y mi her-
mano César Serván. ¡Guapos muchachos!
Enrique Del Pino Sánchez, es quien se identificó más en el barrio y alternó en casi todas nuestras aventuras y palomilladas. Algo enredado para conversar y dar respuestas. Recuerdo en la entonces Unidad Escolar "Tomás Marsano", que tuvimos el enorme placer de inaugurarla, siempre estaba presto a contestar. Una vez se interrogó porque la Luna, giraba alrededor de la Tierra en 28 días y él, presuroso dijo: "porque 4 por 7 es 28". Creo que reímos todos, incluyendo al profesor Jorge Heraud, emblemático maestro.


En otra ocasión, "Goyito", que también así era conocido, ante la pregunta de Historia Universal ¿Cuántas fueron las guerras púnicas, dijo ¡Tres!. Y cuando Heraud le indagó cuales fueron? respondió con gran clase: "La primera, la segunda y la tercera". El calificativo que solía hacer Don Jorge Heraud, era por fila y un sólo representante. Teníamos que rogarle que no pidiera contestar, porque la nota que se ganaba nos afectaba a todos. Un gran amigo con una locuacidad extraordinaria. Me enteré que falleció recientemente. ¡Cuánto lo siento!

El último es Luis, el benjamín de la familia y llamado cariñosamente "Lito". En otras palabras, el engreído. Muy unido a Enrique y de gran inteligencia. Creo que hizo sus estudios en otro colegio. Reseño aquí nuestra vivencia infantil y juvenil. Como es lógico, llegada la mayoría de edad, cada cual tomó rumbos distintos y de los Del Pino Sánchez, sólo obtuve una discreta información por parte de Rosa que vivía fuera de Lima. Desde aquí, los saludo con el cariño de nuestros mejores años. Un recuerdo sincero y afectuoso. Gracias.

sábado, 10 de septiembre de 2011

MARÍA MERCEDES SERVÁN MEZA APAGARÁ 86 VELITAS EL 11 DE SETIEMBRE. ¡QUÉ FELICIDAD!


María Mercedes en primer plano
siempre sonriente y contagiando
alegría. ¡Feliz Cumpleaños!
Hace más de una semana se recuerda el 11 de Setiembre como la fecha fatal de las torres gemelas de Nueva York. Sin ninguna equivocación una desagradable evocación de un acto por demás abominable del hombre contra el hombre. No tiene explicación normal alguna. Han existidos y existen variedad de creencias y modos de vida y fe. Pero nada aprueba lo que esos equivocados de mente, hicieron el 11 de Setiembre de hace 10 años atrás. No puede ser tan grande el odio que ocasione la desgracia en mención.

Yo creo que acabaríamos con estos problemas si la Prensa Libre no se excediera tanto en publicarlos. Que nadie trate crímenes, asaltos o robos y verán que seríamos el paìs de mayor tranquilidad en el mundo. Me salí en absoluto de lo que el 11 de Setiembre es para nosotros los Serván Meza. Es el cumpleaños de la mayor de los hermanos. María Mercedes, que se apresta a celebrar 86 años bien vividos, sembrando bondad y generosidad, cosechando el correspondiente afecto de quienes la conocen y gozan de su afectividad,

Mis tíos"Lolo" y Antonio con
mi madre Barbarita. ¡Qué
tiempos los de antes!
Inolvidables.
María Mercedes, barranquina de nacimiento como mi hermano Angel Pablo, es la maestra de todos. Muy devota de nuestra religión católica y luchadora de su fe. Mañana estarán en casa de Surquillo, como todos los años, los hermanos, los sobrinos y los hijos de estos que han llegado a conocerla y gozar de su cariño y afecto. En aquella casa de los viejos y que levantaron con sudor y lágrimas, cada 11 es recordar los buenos años pasados. Muchas amigas y ahijados de María, se hacen presentes con religiosidad.

Lejos quedan los cumpleaños de la juventud. Aquellas visitas de amigas del Rosa de Santa María en donde culminó su Secundaria. Las chicas vecinas de Surquillo y todos los jóvenes que bailaban al compás del ritmo del "botecito", hoy borrado de todo acontecimiento. Fiesta de verdad. Sin necesidad de llegar a los extremos de lo que producen las embriagueces del trago.Pura alegría y gran comilona. Como se batía en su cocina mi madre Barbarita, para atender el batallón de invitados que se hacía presente. Otros tiempos.

Gaby y mis nietos
Alejandra y Joaquín
Se bailaba el vals criollo, la alegre polquita y los pasodobles españoles. Tranquilidad romántica con los boleros de Leo Marini, Hugo Romani y Fernando Torres. El "pickup" y su dotación de 20 o más discos, se encargaba de amenizar las fiestas juveniles. El 11 de Setiembre, era fecha obligada para que la familia entera se diera cita en casa de los Serván Meza. Década de 1940. Se bailaba "El muerto de fue de rumba" y la conocida guaracha "Ay mamá Inés". Es que las familias eran grandes y unidas. Todo ha cambiado.

Me doy el gusto de saludar a mi hermanita. Acabo de inyectarme un desinflamente que me alivie del bendito dolor de cintura y quedar expedito para concurrir con mi familia y nietos a casa de los viejos. No está Ángel y sus hijos y nietos lo representan. Estaremos con María, Sòcrates, yo, César Augusto, Luis Eduardo y Hernando. Siempre unidos hasta el final para alegría y regocijo de nuestros padres allá en el cielo. Estamos cerca las 12 y lanzo este saludo con todo mi cariño y voluntad. ¡Qué viva el 11 de Setiembre! ¡Feliz cumple años querida hermana María Mercedes! Gracias.

domingo, 28 de agosto de 2011

CRISTIAN PORTUGUEZ CUZQUE ES "EL PORTU". PRIMER "SEGUIDOR" DE MIS BLOGS.

Cristian Portuguez
Cuzque "El Portu".
Ahora me permito enviar un saludo a Cristian Portuguez Cuzque, un profesional en estos campos de la ciber comunicación y que, ingresando a su perfil, descubrí que es todavía un joven de 36 años, amante de navegar y disfrutar del "Rup". Interesante su gusto, no es el nuestro, nos quedamos en "Los Panchos", nuestra música criolla y la italiana de ayer. Algo muy bueno y que nos encantó, es ese vídeo que colocó con "Brenda y Paloma en la playa". ¡Buenazo! Nos levántó el ánimo y el espíritu. Nada más.

El es "El Portu", nuestro primer seguidor. Aparecimos con estas reseñas y fue el primero en mostrarnos su apoyo en esa simpática columna de "Seguidores" y lo hizo en "El Surquillano" y también en "Artistas en el Perú". Presiento que nos daba un vistazo en todo. Se me ocurrió visitarlo y descubrir que es un profesional inspirado en el Arte y para el Arte Flash Developer, Profesional Web  y Experto en Flash y Webmaster. No entiendo ni pío, pero es impresionante. De vez en cuando nos visitaba con un comentario y hoy está mudo.

Tiene un buen curriculum de estudios y se arranca en SISE de Miraflores, creo que expertos en el Inglés. En el Toulouse Lautrec de Surco, arte a granel y técnica especial ligada, de pronto a la pintura. También figura en el Centro de Post Grado de la UNI en Miraflores; Macromedia User Group de Argentina. Zona de Centro Autorizado ADOBE Miraflores y el Instituto Superior ADV Perú de Miraflores, este último en el que nosotros logramos buena becas en Marketing, Publicidad y Fotografía en Lima.

Verdaderamente un seguidor valioso y al que tenemos el gusto de dedicar estas líneas con nuestro sincero agradecimiento. Ya estamos cerca al 29 de Octubre de 2009, fecha en la que invadimos el camino espacial. Originalmente arrancamos con "Locutores y Artistas en el Perú" y vimos que era poco espacio para estas dos especialidades. Tuvimos que inaugurar un blog más, dedicado esclusivamente a los artistas. Vendría ¡Qué Notables fueron! y allí "el Portu" nos dejó una señal en la reseña de los Hermanos Morales.

Vamos a cumplir nuestro segundo año de habernos convertido en reseñadores y le comunico a Cristian, que nos ha traído suerte y esperamos que él también esté disfrutando de su profesión y de su talento. Le pido que se deje ver y no se olvide de nosotros. Un apretón de manos y que recuerde que todo lo que escribimos es en base a las experiencias que la vida nos dio y nos sigue dando. Gracias Cristian Portuguez Cuzque "Portu", buen amigo y muchos éxitos en tu profesión. Nos estamos viendo. Gracias.

lunes, 15 de agosto de 2011

CARLOS LOAYZA VERÁSTEGUI "PICHICUY". UN MARAVILLOSO AMIGO DE LA INFANCIA Y CÉLEBRE POR SUS OCURRENCIAS.

Carlitos Loayza y su tocayo.
Esta vez nuestra memoria se dirige a la infancia vivida en San Diego, el barrio, el sitio aquel de la quinta cuadra que nos congregaba a los muchachos a jugar con la virtud de la inocencia. La época del "trompo" o el "bolero". Carlos Loayza, no vivía precisamente en nuestra cuadra. Él era de Colina y sentía atracción por el club de fútbol, el "Ciclista Alianza" y llegó a jugar con su hermano David con mucho acierto. Zurdo y con mucha garra. No había partido que "pichicuy" no se agarrara a golpes con Pasión Ramírez.

Era amante de conversar siempre en replana y pegarle chapas a los amigos. Pintoresco en el vestir, nos dejaba turulatos cuando estrenaba un pantalón, muy bien planchado y "al tubo". Aquel estilo que impuso "Tin Tan" en sus películas. Cuántas veces jugamos en "la redonda" o el famoso parque llamado ahora "Ricardo Palma" de San Antonio. Le gustaba cantar y entonar las canciones de "Los Panchos" y arrancábamos con las introducciones a flor de labios y la verdad que nos sabíamos casi todos los boleros.

Nuestro cine favorito era "El Surquillo" que lo alternábamos con el "Miraflores". Desde las seriales de los años 40 hasta las películas mexicanas de María Antonieta Pons y que la entrada estaba prohibida para los menores de 18 años. Ingresábamos con bigotes falsos que lográbamos con el delineador de cejas nuestras hermanas. La verdad es que ahora que vemos la películas de esta actriz en la televisión, no tenían nada que resultara prohibido. Bueno, eran los tiempos en los que se cuidaba mucho la moral. Siempre ingresábamos.

Carlos Loayza, yo, Juán Zegama y Julio Zúñiga. Sentados:
Enrique del Pino, Bravo, "Pucha" Abanto y César Servan.
Y crecimos de lo más normal. Mi generación se distinguió por ser muy sana y divertida. Nos agradaba los fines de semana y las fiestas que organizaban las hermanas Cuba y todos los tonos que se festejaban en el barrio. En su hogar de Colina, cuántas veces concurrimos con nuestro acordeón e hicimos disfrutar a doña Juanita, su mamá, interpretando las viejas canciones que nos pedía. Sus hermanas Elena, Rosario y Luisa, más David, estaban siempre presentes y el señor Loayza padre, también disfrutaba de las fiestas.

Cada vez que concurría de visita, en los últimos tiempos, a ver a mis hermanos, tenía el gusto de reencontrarme con él y evocar tan añoradas épocas. Me sorprendió una vez en la peluquería de Roberto "Güalo" Chávez, cuando me entonó una composición mía de la juventud: "Algún día tu sabrás, lo que es amor corazón mío,..". La cantó completa y me hizo emocionar. Yo tengo muchas canciones y están inéditas. Jamás se me ocurrió entregarlas a mis amigos en la radio. Tampoco las interpreté en las fiestas como músico.

No pasó mucho tiempo de aquella reunión y de pronto nos sorprendió la noticia de su deceso. Todo fue tan repentino que no me enteré, pero supe que había congregado una cantidad de gente que lloraba su partida. La mejor indicación de su popularidad en el barrio que siempre quiso. Fue un gran Contador Público y amigo de toda la vida. Carlitos Loayza Verástegui "Pichicuy", hoy te recuerdo y te dedico estas lineas surquillanas, llenas de barrio y melancolía. Estás en la casa de Dios y para siempre. Te saludo con cariño de hermano. Gracias.

viernes, 5 de agosto de 2011

SIN "CUCUFATERÍAS" ENSEÑAR LA RELIGIÓN. CIVISMO Y AMOR A LA PATRIA. LA EXPERIENCIA DE UN CATÓLICO PERUANO. ES APLICABLE A TODAS LAS RELIGIONES E IDEALES.


RESPETO Y
FE EN DIOS.
Recuerdo de niño que mi Iglesia de San Vicente de Paul en Surquillo, no era lo suficientemente espaciosa para recibir los Domingos a quienes concurríamos a oír la Santa Misa, luego de los Sábados de Catecismo. Había una menor población que la actual. Los Jueves y Viernes Santos, se colmaban los Templos de fieles dispuestos a vivir la Pasión de Cristo. Hoy hay más gente y menos concurrencia. Nuestra primeras oraciones de la noche, son herencias de nuestros padres que, con toda humildad y sin exigencias, nos hacían rezar hasta que se nos hiciera costumbre. Ya somos veteranos y oramos como cuando éramos niños.

Evoco a mis profesores del Colegio Fiscal y en todos los años de esa Educación Primaria maravillosa, dar la bienvenida a sus alumnos, observar las reglas de higiene: manos, uñas, pies y, sin ofender a los niños, poco a poco acostumbrarnos a llegar impecablemente limpios. Los que no estaban aseados, iban a la Dirección y eran notificados sus padres para la correspondiente corrección. No existían los Derechos del Niño. Sí, la Educación Cívica, Moral y Religiosa que era brindada por los propios profesores. Existía el cuaderno de Dibujo, el de Caligrafía y para los menos artistas, el papel de copiar.

Nuestra Bandera y
los Símbolos Patrios
Era la década de 1940 y quienes todavía subsistimos de esa generación, recordamos con cariño y nostalgia a esos profesores que nos inyectaban sus conocimientos y fueron verdaderamente nuestros maestros y guías. En todos esos años, ya ingresados al salón, con toda la unción del caso rezábamos un Padre Nuestro, un Ave María y un Angel de la Guarda. Tres sencillas oraciones con la mente despierta y ávida de aprender. En casa y al terminar la jornada , era costumbre el rezo aprendido de nuestros padres. ¡Cuánto rogábamos al Señor para salir bien en los exámenes! Todo era cuestión de creer y salíamos muy bien.

Evoco también a nuestro primer Director de Primaria Don Angel Fernández Dávila, a quien promociones anteriores, como mis hermanos mayores, habían apodado graciosamente como "el Carioco". Tenía toda la figura del gallo en mención y gozaba de una fama de severo. Ante la formación general de niños, antes y después de las clases, nos daba la bienvenida y nos recordaba a José de San Martín, Miguel Grau, Francisco Bolognesi y  Alfonso Ugarte, agregando una reseña oral a sus virtudes de Héroes de la Patria. Cantábamos la Marcha de Banderas y nuestro Himno Nacional, con verdadera unción patriótica.

Colegio Nacional
"Ricardo Palma".
Se estudiaba de Lunes a Sábado y siempre aquel querido "Carioco", tenía recomendaciones de respeto a los ancianos, cortesía con las damas, ceder el asiento en los tranvías y las famosas reglas de buenos modales de  "Carreño". Conservo aquel librito de mi padre y que también sirvió a mis hijos. Es una cadena que se inició en la niñez y que cultivamos en nuestros hogares. La cosecha en general ¡muy buena! Promociones de aquella gloriosa educación, es latente en quienes egresamos del emblemático Colegio Nacional "Ricardo Palma" de Surquillo. Sólo las canas y las huellas del tiempo, marcan la diferencia. Seguimos unidos y para siempre. Estamos dejando huellas.

Tan sencillo que resulta la formación del futuro peruano. ¿Por qué la Corrupción y la Delincuencia no tuvo efecto fatal en nuestra generaciones? Porque creímos en Dios, en sus Mandamientos y supimos respetar la memoria de nuestro héroes y mayores. A alguien se le ocurrió, a modo de aliviar al alumno de obligaciones, suprimir las clases de Educación Cívica, Moral y Religiosa. Hasta el Dibujo y el Arte fueron erradicados. Qué horrible equivocación. ¿Por qué no volver a ese pasado glorioso? Es nuestro aporte a los nuevos Ministros y autoridades que afrontan estos temas. Hay que reeducar. Parece sencillo ¿no? Gracias.  

viernes, 29 de julio de 2011

"CARLOS RIGOBERTO SERVÁN TRIVEÑO". EJEMPLO DE PUNDONOR Y PERSEVERANCIA. ¡UN TRIUNFADOR! ES MI PRIMO Y RESIDE EN USA.

Carlos Rigoberto
Serván Triveño
Hoy buscando a los Serván que están en Internet, me di con un blog que incluía "La Historia Increíble de Carlos Rigoberto Serván Triveño" y que él mismo la narra. Siendo cadete de la PIP y en esas maniobras de adiestramiento, resultó víctima fatal de la explosión de una granada que le hizo perder la mano derecha y ambos ojos. Quedó ciego, pese a que fue enviado a los Estados Unidos a fin de buscar un operación que mitigara sus males. Retornó a las 3 meses con la angustia que significaba encontrarse en su estado. Debido a la burocracia policial, no pudo cobrar ningún sueldo y se mantuvo con la propina de cadete durante dos años. 

Ante la adversidad tuvo que ingeniárselas para sobrevivir y mantenerse ocupado. Traía mercadería de Tacna y con su venta logró mantenerse por buen tiempo. Por medio de su amigo Willian Llanos y los de su promoción de la Escuela de Oficiales de la PIP, que organizaron un bingo para recaudarle fondos, compró su pasaje para volver a los Estados Unidos. La Sanidad pagaría los gastos médicos. En Abril de 1989, intentó una nueva operación para recuperar la vista y sin resultados positivos. Se contactó con la Federación Nacional de Ciegos y recibió rehabilitación en Nuevo Mexico. Es aquí el momento de una determinación de su futuro. 

Placa que distingue a un peruano como digno
esfuerzo de superación humana en Nebraska.
Quedó en sacrificarse al extremo y trabajar mucho. No había alternativas y el tiempo era su peor desventaja. Lo primero que habría de hacer, era aprender el Inglés y por supuesto el otro idioma, el Braille. La desgracia estaba superada pero eso no lo era todo. Tocaba ahora, luchar. Se repetía para si: "Mientras hay vida, todo es posible". ¡Qué tal serenidad y valentía! Sólo, en un país extraño y lejano del suyo. Completamente incomunicado y quien sabe cuáles eran sus pensamientos. Doblemente incapacitado y le resultó de ayuda aquella reflexión de Einstein: "En los momentos más difíciles, la imaginación  puede más que el conocimiento". 

Se "pusos las pilas", propia expresión, y decidido a todo emprendió la tarea de negarle la victoria a la inoportuna discapacidad. Intentos de un héroe. Entre penumbras y sombras y contando sólo con la mano izquierda, aprendió a dominar su primer obstáculo, el idioma. Ingresó con fe y logró notas "A" al ingresar a la Universidad. Nada podía detener esta locomotora de entusiasmo y creencia en si misma. Logró lo increíble. Aquellos desafíos inimaginables se convirtieron en absoluta realidad. Empezó a enseñar español y actividades de rehabilitación para los ciegos y ser tutor de matemáticas. Fue electo Presidente de la Asociación de Estudiantes Ciegos de Nuevo México.

Los Serván Triveño son ocho. Cuatro damas y
cuatro varones. Aquí posan con la mamá.
En 1991, obtuvo la Beca del Estado por ser el mejor. Una a una, las iba recibiendo y sacando provecho. En el 95 recibió otra beca otorgada por el Congreso de los Estados Unidos a los mejores estudiantes. Logró el bachillerato y estudios de graduado en Derecho y Maestría en Administración Pública. Recibió las Llaves de Lincoln y es Director de Asuntos de Gobierno y Legislación en Nebraska. Está casado con Cati y tiene dos hijos. Un varón de 16 años y una damita de 13. Es un ejemplo a seguir y esta, una bella historia que contar y con el apellido Serván. ¡Cuanto gusto y orgullo! Notable desde donde se la observe.

 No me cansaré de repetir aquellas frases que me guiaron y continúan siempre conmigo: "Querer es Poder" y "Nunca es Tarde". No conozco al personaje de esta reseña que fue publicada en el libro del General PIP Benedicto Jiménez. y de seguro tiene que ver con mis raíces de familia. Radica en los Estados Unidos y es un orgullo como historia de un ser humano que logró, a fuerza de coraje y voluntad, rehabilitarse ante la adversidad. Desde "El Surquillano", mi admiración y felicitación a CARLOS RIGOBERTO SERVÁN TRIVEÑO por su hazaña y que reseño como un homenaje al recuerdo de mi padre Ángel Ildefonso Serván Chuquivala. Gracias.

Agregado el 2 de Enero 2012.- Con sumo orgullo se que Carlos Rigoberto es nuestro primo. Hijo del que fuera nuestro tío Honorato Serván Trigoso, hermano del inolvidable tío Eduardo y del General PIP Rigoberto Serván Trigoso. Me felicito.

sábado, 16 de julio de 2011

ANIVERSARIO DE SURQUILLO. FUE EN JULIO DE 1949 SIENDO SU PRIMER ALCALDE EL SEÑOR FAURA. EN EL MES DE LA PATRIA ¡FELIZ 28!

¡FELIZ 28 DE JULIO!
Ayer estuvimos en Surquillo, nuestro querido distrito y al que llegaríamos en 1934 dejados por una cigüeña alegre en la calle Leoncio Prado. En aquel tiempo pertenecíamos a Miraflores y es por eso que fuimos inscritos en su Municipalidad. De allí que cuando empecé a escribir en estos blogs nos identificamos como "surquillano-miraflorino" pero, la realidad es que nacimos, crecimos y nos hicimos ciudadanos en Surquillo. Estudiamos en las escuelas y colegios de este distrito que celebraba 62 años de haber sido constituído como tal en Julio de 1949, con su Alcalde el distinguido señor Faura. Cuando sucedió el acontecimiento teníamos tan solo 14 años. Permítanme recordar lo inolvidable de nuestra vida en Surquillo.

Evoco al Mercado Nro. 1 y al que íbamos con nuestra madre a fin de ayudarla a "cargar la bolsa". No olvido el puesto de frutas de los Terry, ni la carnicería de los Chipana. En la esquina de Huascar y Leoncio Prado estaba la tienda de abarrotes de Don Enrique Chang, un ciudadano chino que afincó en nuestra Patria y con cuya familia hicieron amistad duradera nuestros padres. ¡Qué recuerdos! Nuestra panadería favorita era "La Nacional", existente todavía en la esquina de Dante y Leoncio Prado y propiedad de Don Manuel Migone. ¡Qué rico era su pan francés! También "el pan de punta", "el pinganillo", "el tolete", "el carioca" y los famosos "chancay". El único embutido que existía era la "mortadela". 

José Luis Huamaní
Actual Alcalde.
Está en nuestra memoria la figura del moreno que vendía loterías sobre su carrito, un inválido de recia figura y amigo de los muchachos del barrio. La librería "El Misti" y el café cena del chino Juán en "Gonzales Prada". La ferretería "La Sirena" de Silvio Gavidio. Personajes populares de la calle Dante: los hermanos Morales. Roberto, que jugó por Alianza Lima, Julio, el de las medias caídas y puntero derecho de la "U", conocido como el verdadero "Chicha" Morales, y el menor del trío, Ernesto, que destacó en el Atlético Chalaco. En Recavarren quedaba la factoría de los Hnos. Román y Manuel Balta, de fama en el mundo automovilístico. Hoy es su alcalde un ex alumno del "Ricardo Palma", nuestra querida Gran Unidad Escolar, y al que le enviamos un fuerte abrazo. Confiamos en que nos esté ofreciendo una buena labor.

El refectorio escolar, en Dante y Colina. La Comisaría policial siempre en San Diego y Dante y los cines Surquillo, Miraflores y Leoncio Prado, los primeros. Época de las seriales. Cuando recién llegamos a San Diego, todavía se vendía el pan en carreta. Un larguirucho señor de edad era el dueño y era jalado su viejo vehículo por un caballo de su misma edad. Existía la "lechera" con sus porongos y que vendía a domicilio en directo del establo aledaño. Tiempo después nos dejaban los pomos de leche en las puertas de nuestras casas. El "estanque", aquel que servía para el regadío de chacras aledañas y en donde muchos de los chicos surquillanos aprendimos a nadar. La "cancha de la Estrella", donde se organizaba unos campeonatos de fútbol y retornábamos blancos de polvo luego de cada partido.

Los colegios fiscales el 4404 del "chato" Zegarra en la calle San Agustín y el Santa Rosa para mujeres en la calle del mismo nombre. También, la escuela del maestro Taramona en San Diego y otra de varones en "San Miguel", muy conocida por su director a quien le decían "Albóndiga". Muchos surquillanos estudiamos en el "401" del "Carioco" Ángel Fernández Dávila en nuestra segunda etapa de Primaria. Los circos de los Hnos. Cavallini y del trapecista Osambela que hacían su publicidad en camiones y con sus artistas y payasos que repartían los programas al compás de una sonora banda de músicos. Las famosas "varietés" en los cines y un locutor que perifoneaba su publicidad.

Siento orgullo de ser surquillano y comprobar que mi distrito progresa gracias al esfuerzo de sus ciudadanos. Haber estudiado en la Gran Unidad Escolar "Ricardo Palma", colegio emblemático que requiere de la ayuda del municipio y el gobierno central. Un saludo a su actual Alcalde Sr. José Luis Huamaní y de quien esperamos un trabajo honesto y ponga muy en alto el prestigio de los "ricardo palmistas". Un abrazo a los surquillanos de ayer y hoy. Que crezca nuestro orgullo y alimente así el espíritu de progreso en sus ciudadanos para, así, ubicar a Surquillo en el lugar que le corresponde. Una señal de la Cruz y recordar a la Iglesia de San Vicente de Paul, donde hiciéramos nuestra Primera Comunión. ¡Qué recuerdos! En el mes de la Patria ¡Feliz 28 de Julio! ¡VIVA SURQUILLO! Gracias.

miércoles, 13 de julio de 2011

!SE FUE EL NEGRO "MUNDO". NOTA DE JUSTO LINARES CHUMPITAZ.


Venimos en este instante del cementerio de Surquillo, de depositar en su morada eterna los restos de quien en vida fuera Edmundo Quiñónez Unanue, “El negro  mundo”. Con él se ha ido buena parte de la historia de Surquillo, suelo al cual llegó cuando nuestro distrito era un embrión de pueblo, en 1929. Una verdadera multitud se dio cita en la despedida final, convocada por quien fuera una buenísima gente. En el recuerdo permanecerá por siempre un hombre honrado que vivió sus 88 años pegados a la Ley y al Orden, haciendo Patria a base de buenos puños y mejores shots y como fundador de una familia de deportistas en donde brilló su hijo Marcelo, campeón de box a nivel mundial. 

De esa sangre fue Leopoldo, el hermano de Edmundo, crack del fútbol que triunfó en Colombia y México y que, al volver a Surquillo, abrió el bar “Tómate la otra” en la esquina de San Carlos con Dante, en 1954. Leopoldo instaló allí la primera rockola, la novedosa “última maravilla” de la electrónica de entonces.Le recordaremos siempre porque sin que nadie se lo pidiera, solía entrar a los salones de billar para sorprender a los menores de edad que merodeaban por allí. Estuve entre quienes, a buena hora, nos sacó de las orejas del billar que quedaba al costado del cine Surquillo, en el jirón Huáscar. Sólo estaba permitido entrar a partir de lo que entonces era edad ciudadana, a los 21 años.


Precisamente recuerdo que apenas cumplimos los 21, lo primero que hice fue concurrir al bar del “negro mundo”, en la calle Leoncio Prado 449, para tomarme unos tragos inaugurando mi mayoría de edad. Ansiaba darle cuenta a “mi tío mundo” que yo ya era “maltoncito”. Edmundo virtualmente atendió su negocio hasta el límite de su existencia. Era un bar pequeño, chapado a la antigua,  refugio de la nostalgia surquillana. Íbamos a escuchar acerca de los partidos de la primera hora del fútbol del distrito, en donde tuvieron fulgor de estrellas los hermanos Carlos y Pedro Moscoso (el primero de ellos, primer capitán de las selecciones peruanas, en 1927); los hermanos Roberto, Julio y Ernesto “Chicha” Morales; los hermanos Trigo—todos ellos, junto con el inolvidable Jorge Gorrio, de la vecindad del bar del negro mundo. 

Ese era el lugar donde se narraban las grandes trompeaderas, a puño limpio, de Edmundo y, entre otros, de Gastón Bullón Frías, considerado como el más grande trompero surquillano de siempre. Le hemos despedido como él hubiera dispuesto. Con sus amigos de siempre, encabezados por Héctor “el mocho” Sotil, ahora cargando traviesos 90 años. Con la presencia en el velorio de la primera autoridad distrital, el alcalde Gustavo Sierra. La Municipalidad brindó la escolta de sus vehículos del Serenazgo para abrir paso al cortejo fúnebre de este gran hombre. Se ha ido, entre  cánticos religiosos, un miembro de la Quinta Cuadrilla del Señor de Los Milagros de Las Nazarenas, fundador y capataz general de la Hermandad de Barranco. 

Allí estaban presentes sus hijos Juan, Marcelo y Malena; los ocho hermanos de Edmundo, encabezados por Miguel. Los muchachos de los años 50 que formaron en el “Surquillo FBC” de Miguelito Loayza, con su capitán Rodolfo Angulo. Al pie de su tumba, en el Pabellón “San Carlos”, nicho D-15, un grupo criollo interpretó antiguas coplas que tanto gustaban al rey del puñete. Allí juntaron sus voces, guitarras y cajón, Michel Urbano, primera voz de “Los Chamas”, Ernesto Ramírez, Percy Flores y Miguel Palma. Surquillo no será más el pueblo de siempre, sin su viejo celador y guardián de sus prestigios. Ponemos en duda que pueda abrir sus puertas un bar que sirvió no como negocio para su propietario, sino como el lugar propicio para dar rienda suelta a la amistad. 



"Una lágrima sobre su tumba. Una oración para su alma"
Esta nota fue publicada por el periodista surquillano Justo Linares Chumpitaz el 5 de Noviembre de 2009