viernes, 24 de septiembre de 2010

"CUMPLEAÑOS DEL SURQUILLANO". ¡GRÁCIAS SEÑOR DIOS!.

José Carlos, "el abuelo, y Joaquín.
Faltan dos horas para la medianoche y empezará un nuevo año para José Carlos Serván "El Surquillano. Debo agradecer al Todopoderoso, por haberme concedido la oportunidad de seguir viviendo y, en especial, de haber encontrado la mejor manera de entretenerme realizando estas reseñas. El temible cancer, aquel cangrejo que nos aterroriza a los humanos, me sorprendió hace dos años y por lo tanto debí afrontar una delicada operación y un tratamiento oncológico que mantengo obediente y con grandes esperanzas.

Un 25 de Setiembre de 1934 llegamos a este mundo y en el que hemos encontrado la realización de casi todos nuestros ideales. De niño nos encantó el arte y entre pentagramas me hice músico. Aprendí los secretos del Acordeón, ya adulto. Opté por el profesorado y formé una agrupación musical que me dio hermosas alegrías. Continuamos en esta faceta y hoy, con los adelantos de la electrónica, optamos por los afamados Teclados. Un instrumento musical fabricado a talla y medida nuestra. Algo así como un alma gemela.

Carlos, "el músico".
Sentimos desde el colegio la vocación por la locución profesional y todo se nos mostró sin tropiezos para ingresar a este mundo maravilloso. Desde aquel 1950 y gracias a mi profesor Salustio Maldonado Robles en el Colegio Nacional "Ricardo Palma" de mi querido Surquillo, supimos lo que era enfrentarse a un micrófono. Debutamos en Radio Miraflores y Radio Nacional y ese fue el punto de partida para, más adelante, ingresar a Radio Victoria y, entre buenos artistas y colegas, disfrutar del arte vocal de la locución.

Procedo de una familia trabajadora y honesta. Dos padres que se amaron mucho y me dejaron esa señal de unión que practico con la misma fe. Mi homenaje, en estos 76 años, a Barbarita Meza y Angel Serván, ya en el cielo al lado de Dios y que constituyen mi inspiración como persona. Una evocación especial a mi hermano Angel Pablo, verdadero incentivador de mis carreras de músico y locutor. A María Mercedes, mi hermana, la mayor de todos, la que nos inició en el ABC y nos hizo querer el estudio y amor a las letras.

José Carlos, "el locutor".
A mis otros hermanos: Sócrates Francisco, César Augusto, Luis Eduardo y Hernando con quienes seguimos disfrutando de la familiaridad que no se agota. A mi esposa, Antonieta Bernales Quiroz, la "Gaby Rossi" del canto italiano que me embrujó con su voz y que lo abandonó todo para dedicarse a nuestro hijos: Juanita, Zoila Gabriela y Juán Carlos "Pachín", este último, con su "Mechita" que realizaron el prodigio de hacernos abuelos de dos niños encantadores: Alejandra y Joaquín, los mellizos de mi corazón.

Una oración más para Zoila Esperanza Quiroz y Moisés Lengua Uchuya, mis inolvidables suegros que complementaron mi felicidad. A toda la familia que me rodea y a los amigos de siempre. A esta computadora que me hizo ingresar al mundo de los Blogs y en donde he hallado mi faceta de modesto escritor aficionado. ¡Gracias Dios mío! No tengo palabras para reconocer tus bondades conmigo. Siempre estás en mis rezos y confío en la cura de mis males. A todos ustedes lectores gracias. ¡Muchas Gracias!.

No hay comentarios:

Publicar un comentario